17 septiembre 2006

TELEZAPATERO


Espoleado por las noticias que hacen referencia a la nueva Telezapatero, donde en medio de maravillas sobre el PSOE zapateril emerge un diablillo rojo llamado curiosamente Blanco, he acudido presto a conectar la Cuatro, pero no he visto nada nuevo, tan sólo ese clérigo seglar de Gabilondo que desde su púlpito nos amenaza con la condena eterna si no seguimos el evangelio de Don Jesús del Gran Poder...

He supuesto entonces que se referían a Telecinco, y he apretado rápido el botón del mando; pero no he visto más que a las mismas furcias y a los mismos chulos-de-puta de siempre mostrando sus miserias humanas...

¡Ya caigo! Se refieren a la nueva, a la Sexta. Pero no he visto más que fútbol y más fútbol, trufado de telediarios con señoritas mucho más agraciadas y simpáticas que el lóbrego Gabilondo, pero que reproducen las imágenes de este ayatolá en la Cuatro que pastorea el rebaño de los progres de salón, feministas de pasarela y artistas de la farándula pacifista...

¡No, claro!, se trata del canal del gobierno, de TVE, de la Primera en defender al gobierno. Pero no, he visto el mismo parte oficial de siempre leído por los mismos estómagos agradecidos de siempre... como en tiempos del Caudillo, nada ha cambiado, los mismos perros propagando la voz de su amo, el gobierno, sea éste el que sea...

¡Pues vaya! ¿Dónde está la novedad de Telezapatero? ¿O es que ya ha comprado Vocento por encargo de Zapatero la tele que quedaba, Antena 3?